MWZ

Icono

Una mezcla perfecta entre lo underground y el aire comercial

La estrategia que han seguido AlunaGeorge, el proyecto entre el productor George Reid y la vocalista Aluna Francis, para la publicación de este primer disco puede resultar algo controvertida, pero, indudablemente, es un medido y acertado movimiento para asegurar una proyección mayor gracias a unas canciones que ya podríamos calificar como muy extendidas. Aunque, por otro lado, la capacidad de sorpresa de Body Music después de que hayan ido apareciendo muchos de los temas con anterioridad (incluso varios años), hace que no estemos ante un disco radicalmente impactante, puesto que ya éramos muy conscientes de la calidad de la unión de ambos integrantes.
  
Body Music es una colección de canciones perfectas. Se han tomado su tiempo hasta la publicación del disco, pero al final consiguen lo que se espera de las grandes promesas: entregar un disco perfecto, de principio a fin, sin relleno, ni canciones que podrían calificarse de mero trámite. Las 14 canciones que forman Body Music tienen una coherencia envidiable.
  
Volviendo al gran potencial que tiene el dúo, merece la pena analizar, por un lado, la voz de Aluna Francis, que podría situarse muy cercana, sin ningún tipo de problemas, a la de vocalistas sobreexpuestas como Beyonce, Rihanna, y demás voces femeninas negras. Aluna aporta, fundamentalmente, el componente más R&B de la música del grupo. Se trata de una voz potente que puede redirigir las canciones y hacerlas variar con gran facilidad.
  
Por otro lado, la música de George Reid le aporta el componente innovador que evita que Body Music sea un proyecto más de radiofórmula con fecha de caducidad marcada desde su origen. Para eso, la base musical sobre la que se asienta el álbum tiene más que ver con la electrónica británica más avanzada y ambiciosa. Encontramos elementos de Future Garage, muy en relación con el UK Bass, que se aprecia en algunas canciones como “Lost & Found”, y en otras canciones más enfocadas hacia la pista, que han quedado fuera del disco
  
Es esa mezcla la que consigue que canciones como “Your Drums, Your Love”, “You Know You Like It” o “Just a Touch”, por señalar las tres más antiguas, triunfen y se mantengan pegadas a la mente.
  
Pero, puestos a hablar de Body Music, tenemos que centrarnos en las canciones nuevas, entre las que encontramos apuestas muy variadas, entre la calma inicial de “Outlines”, las canciones que se apoyan más en un tono comercial, como “Best Be Believing”, y otras más libres y sorprendentes, como “Kaleidoscope Love”.
  
No es arbitrario señalar la gran capacidad que tiene el disco para evitar que el oyente acabe presionando pausa, ya que cada nueva canción ofrece unos ingredientes lo suficientemente apetecibles como para no frenar la escucha de este disco tan esperado. La calidad del conjunto va más allá de las canciones individuales, pese a que, por otro lado, AlunaGeorge tienen un potencial más cercano al éxito de canciones sueltas que a un álbum completo. Body Music no es un disco que se acabe, sino que siempre ofrece algo más.
  
La elección final de las canciones demuestra la elegancia y ese toque sofisticado que se asocia a un proyecto que tuvo su primer impulso de la mano del sello Tri Angle, que si por algo se identifica, es por su busca constante de los sonidos más arriesgados y únicos. No decepcionan en este sentido y Body Music es el disco que servirá para expandir su propuesta, aunque esta vez sea de la mano de una discográfica mucho mayor, lo que no significa que no sigan teniendo un pie dentro de lo underground, al menos de manera ligera.
  
En cuanto a las canciones más adecuadas para definir exactamente cual es la apuesta del dúo, podríamos elegir “Attracting Flies”, o la ya antes mencionada, “Your Drums, Your Love”, ya que mantienen, perfectamente, la mezcla entre los sonidos más undergrounds y el ambiente comercial que le imprimen a su música.
  
Una de las claves es la fuerza que imprimen a cada canción. En ello juega un importante papel la voz de Aluna, ya que el álbum está especialmente enfocado a la vocalista. Por ello, se han olvidado de otras canciones que ya conocíamos, mucho más enfocadas a la música de baile, y donde la voz estaba pasada por filtros. Es cierto que canciones como “Analiser” o “Put Up Your Hands” habrían roto, en cierto sentido, la estética del disco, lo que no significa que Body Music no tenga las dosis suficientes dirigidas a la pista de baile.
  
Body Music, simplemente, es un disco que no se agota, que siempre ofrece algo más cuando volvemos a escuchar una de las catorce joyas que contiene. AlunaGeorge han entregado uno de esos debuts que saben mantener en equilibrio todas las características positivas que habían mostrado con anterioridad.

Archivado en: Reseñas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

doscerounotres

http://issuu.com/search?tags=doscerounotres

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 24 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: