MWZ

Icono

Arctic Monkeys – Black Treacle

De sobra es conocido el buen gusto de Arctic Monkeys a la hora de elegir las caras B que acompañan a los singles, en los que se acompañan de colaboradores y que muchas veces firman con el nombre de Death Ramps. A su fantástico ‘Black Treacle’, otra joya pop de su gran ‘Suck It And See’, le acompaña esta vez un ‘You And I’ de nuevo con la colaboración estelar de Richard Hawley, quien ya puso su voz en la cara B de ‘Teddy Picker’, extraído de su segundo disco. Se trata de un tema mucho más rock y oscuro, sin rastros de pop, y con unas guitarras que acompañan a la profunda voz de Richard Hawley. Grandes otra vez.

Archivado en: Singles,

Mejores Discos 2011

Al igual que los últimos años, hacemos una pequeña lista con los discos más significativos para MWZ del año que acaba. En total, 10 discos que merecen una especial mención para un año que a priori puede no ser tan redondo como el pasado, que recordemos tuvo a Beach House como cabeza de lista, sí ha tenido discos fundamentales que seguro nos acompañarán mucho más tiempo.

1. Girls – Father, Son, Holy Ghost

Girls han conseguido con su segundo largo, aunque como indican en la portada tal vez debiera ser el tercero,  demostrar que merecen estar en la liga de los grandes. Con canciones sólidas como ‘Vomit‘, ‘My Ma‘ o ‘Forgiveness‘, se acercan a la profesionalización y no defraudan ante unas expectativas que no hacían más que aumentar y aumentar. Girls han sido EL GRUPO del año que termina, su concierto ha sido de lo más brillante que hemos podido ver (junto con Bill Callahan), y este disco no se agota, sigue creciendo a cada escucha, tocando partes distintas cada vez que suena ‘Just A Song‘ o ‘Jamie Marie‘. Muy grandes.

2. James Blake – James Blake

2011 ha sido el año de James Blake. Tras la presencia cada vez mayor que tuvo en nuestras vidas durante los últimos meses de 2010, llegó a principios del año, el que se mantuvo en la primera posición hasta que aparecieron Girls. Su disco de debut en largo lo alejaba de lo que había mostrado en sus valiosos EPs, pero nos acercaba a un James Blake soul, y de producciones exquisitas. Uno de esos discos dormitorio, creados en uno y que deben escucharse en otro. Destacan de la misma forma esos pasajes más electrónicos, como los más minimalistas tipo ‘Why Don´t You Call Me‘. Un disco sólido e infinito con las mismas cualidades que The XX, por poner un refernete claro.

3. Fleet Foxes – Helplessness Blues

El segundo disco de Fleet Foxes es muchísimo mejor que su primer album. Y eso es decir mucho. Los Zorros volvieron con un disco mucho más trascendental y que también llegaba mucho más hondo. No solo la calidad instrumental y la maravillosa producción del disco relucen en unas canciones inmensas, sino que además consiguen transmitirlo casi calcado en los dos conciertos que hemos podido disfrutar de ellos este año. ‘Helplessness Blues‘ es un disco de esos que sientan cotas personales, no aparecen muy frecuentemente, pero cuando lo hacen solo hay que saber disfrutarlos. Merece una mención especial la portada del disco, sin duda alguna, la mejor portada que hemos disfrutado en nuestras manos este año.

4. Atlas Sound – Parallax

Uno de nuestros héroes habituales consigue con su último disco en solitario escalar posiciones en nuestro top particular. Con una etiqueta que le propuso la fallecida Trish Keenan, ciencia ficción, consigue transmitir exactamente eso. Su mejor disco como Atlas Sound hasta la fecha, y también algunas de sus mejores canciones. Y es que con temas de la talla de ‘Mona Lisa‘, ‘Te Amo‘ o ‘Amplifiers‘ es imposible no firmar un disco tan redondo como este.  Bradford Cox no consigue defraudar en ninguno de sus alias, ¿el año que viene disco de Deerhunter? Al ritmo que lleva, probablemente sí.

5. Balam Acab – Wander / Wonder

El esperado largo de Balam Acab llegó con poco revuelo y así se ha mantenido el resto del año. Algo completamente injusto, pues se trata de un disco magnífico con aroma a disco conceptual en el que nada falla en ningún momento.  El viaje al océano que nos propone Balam Acab empieza misterioso, nos lleva por pasajes exóticos y nos asegura que Tri Angle es un sello básico al que hay que seguir de cerca. De ahí es de donde salen estas maravillas. Sólo nos queda comprobar cómo traslada, junto a una vocalista, estas canciones al terreno del directo, esperemos que el año que viene aparezca por aquí.

6. Aeiou – Space Hymns

Siguiendo con la estela menos comentada de Balam Acab, nos quedamos en nuestro puesto 6 con un disco que merece una atención mayor, mucho mayor. El proyecto de Juan Son y Simone Pace de Blonde Redhead, es un disco magnífico, lleno de joyas pop “avanzadas”. Estructuras y sonidos excitantes, y con un Juan Son en estado de gracia imitando voces (hace de búho en ‘Mr. Owl‘). El adjetivo que mejor le sienta es el de brillante y divertido, esos silbidos en ‘Vivimos in LA‘ son difíciles de olvidar. Nunca es demasiado tarde para descubrir un buen disco, y este lo es.

7. Ducktails – Arcade Dynamics

Sí, Mathew Mondanile podría aparecer aquí por partida doble. Real Estate acaban de dar el salto a un reconocimiento mayor, aunque su disco, siendo un notable trabajo, no alcanza la hipnosis del primero. Sin embargo, el último disco de Ducktails, este ‘Arcade Dynamics‘ que llegaba al principio del año es una cosa aparte. Tiene algo que hace que no pase el tiempo mientras se escucha. Esa producción pretendidamente mala, le sienta genial a unas canciones cortas, sencillas pero que transmiten mucho, el buen tiempo empieza cuando ‘Arcade Dynamics‘ suena, y se acaba cuando llega a su fin.

8. PJ Harvey – Let England Shake

Para mucho es el disco del año. Ha recibido multitud de premios, y sí, es un disco con aroma a clásico. De los mejores en la trayectoria de PJ Harvey podríamos decir. Es evidente que ‘Let England Shake‘ no es un disco más de los que tantas veces hemos escuchado a lo largo de este año, no. Esto es algo más serio, más ambicioso, que no pretencioso, porque tiene todas las facultades necesarias para ser así. Es un disco que te llama, una y otra vez, para que le des otra escucha más, y otra, y a cada una descubres algo nuevo en la profundidad de unas canciones delicadas y frágiles.

9. Panda Bear – Tomboy

Por supuesto, no podia ausentarse de nuestra lista uno de nuestros animales preferidos, Panda Bear. Su largamente anunciada continuación de ‘Person Pitch’ llegó con un año de retraso, ya conocíamos las canciones después de su directo en el Primavera Sound de un año antes, y la incógnita era ver como quedaban en su versión de estudio. Acompañado para ello por un ex Spacemen 3, adquirían una nueva dimensión espacial, y hacían sonar a temas como ‘You Can Count On Me‘ como nunca antes podíamos imaginar. El vinilo transparente es una de las cosas más guays de este año.

10. Arctic Monkeys – Suck It And See

Y finalmente, un grupo de cabecera que ha retomado este año la senda pop que alcanzaran en sus primeros trabajos. Después de caminar por terrenos pesados de la mano de Josh Homme en ‘Humbug’, vuelven con canciones como ‘Suck It And See‘, ‘She´s Thunderstorm‘ o ‘The Hellcat Spangled Shalalala‘. Con un renovado aire crooner que sigue abriendoles puertas, Arctic Monkeys han vuelto a dejar claro que no estaban perdidos, y que aún tienen muchas cartas que jugar.

Archivado en: Listas, , , , , , , , , ,

Arctic Monkeys – Suck It And See

 ‘Humbug’, el anterior disco de Arctic Monkeys, no ha conseguido envejecer demasiado bien. Y eso que tan sólo han pasado dos años. El cambio radical que tomaron, a pesar de ser bien recibido inicialmente, mostraba a unos Arctic Monkeys intentando copiar algo que les quedaba lejos. La unión con Josh Homme era un intento por alejarse de sus dos primeros discos, demasiado lejanos de lo que es hoy Arctic Monkeys como para comentarlos. En ‘Suck It And See’ sigue estando presente el rock clásico, pero abandonan la producción pesada que caracteriza a ‘Humbug’. En ello influye que hayan vuelto a contar con James Ford a la producción. ‘Suck It And See’ tiene un toque mucho más pop y muestra a un Alex Turner envuelto en un traje de crooner.

Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: 2011,

Las Etapas De Arctic Monkeys

Los miembros de Arctic Monkeys acaban de anunciar que entrar a trabajar en la continuación del hasta ahora último disco de la banda, ‘Humbug’. Tras finalizar una larga gira presentando este último trabajo, no se han tomado ni un descanso y entran directamente a trabajar en el que será su cuarto disco.

Anuncian también que les gustaría trabajar de nuevo con Josh Homme por lo que parece posible que el disco continuará por la senda tomada en ‘Humbug’, aunque por problemas de agenda aún está en el aire que vuelva a suceder que el líder de Queens Of The Stone Age sea el productor elegido.

Con motivo este anuncio y del fin de la etapa ‘Humbug’ hacemos un repaso de la discografía del grupo y de las etapas por las que han ido pasando, siempre ligadas a cada disco.

Leer el resto de esta entrada »

Archivado en: Revisión,

Arctic Monkeys – My Propeller

A pesar de la decepción de las caras b de “Cornestone” de un nivel inferior a lo que nos suelen tener acostumbrados (las caras b de los singles de “Favourite Worst Nightmare” podrían ser las mejores canciones que hayan firmado), vuelven con otro nuevo single, “My Propeller” el tema que abre el tercer disco de la banda.

Las tres canciones que acompañan al single siguen la misma línea oscura y densa. Ambientes pantanosos y pesados con un sonido mucho más lejano, más cercano al directo que al estudio.

Joining The Dots” con ese teclado inicial que maquilla un rock potente y sucio. “The Afternoon´s Hat” con un bajo potente y una melodía certera. Por último “Don´t Forget Who Legs You´re On” es una de esas canciones a medio gas con espíritu clásico que nos dejan de vez en cuando.

Archivado en: Singles,

doscerounotres

http://issuu.com/search?tags=doscerounotres

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 24 seguidores